lunes, 8 de julio de 2013

Homenaje a 37 años de la Masacre de Palomitas

por Elena Corvalan
 
Los 11 presos políticos asesinados por el terrorismo de Estado el 6 de julio de 1976 serán recordados hoy con un acto en el paraje Palomitas, sobre la ruta nacional 34, el lugar donde se cometió la masacre.
La concentración para concurrir al acto será en la esquina de las calles Yrigoyen  y San Martin, a las 9,30.
Está previsto que el acto comience a las 11, a 2 kilómetros de la estación de peaje Cabeza de Buey, en la ruta 34. Allí se leerá un documento único y las adhesiones que se acerquen. También se leerán cartas de Roberto Oglieti y Rodolfo Usinger, dos de los detenidos en la cárcel de Villa Las Rosas que fueron asesinados el 6 de julio del 76. Luego se presentará una placa homenaje a las víctimas, se interpretará una canción de Ariel Petrocelli y al final cantará el artista oranense Riqui Zarra. A su regreso a esta ciudad los concurrentes al acto se reunirán en un almuerzo comunitario, en el complejo deportivo de Luz y Fuerza.
El homenaje es organizado por organismos de derechos humanos y cuenta con la adhesión de partidos políticos, agrupaciones políticas y gremios.
La Masacre de Palomitas se cometió en plena dictadura cívico-militar. Las 11 víctimas estaban detenidas en la cárcel de Villa Las Rosas, de donde fueron retiradas por miembros del Ejército con la excusa de que iban a ser trasladadas a Córdoba.
Ni bien se cometió este crimen, el Ejército lanzó la versión de que los presos habían muerto en un enfrentamiento provocado por un grupo de guerrilleros que había intentado liberarlos. La versión oficial es coincidente
La primera denuncia sobre el hecho fue realizada por presos políticos en la cárcel de Rawson, por entonces se hablaba de que los fusilados habían sido 16, 11 sacados de la cárcel salteña y 5 de la cárcel de Jujuy.
La Justicia Federal tiene por probado que en Palomitas fueron asesinados María del Carmen Alonso, Evangelina Botta, Pablo Outes, Georgina Droz, Roberto Oglietti, Alberto Savransky, José Povolo, Amaru Luque y su marido, Rodolfo Usinger y Benjamín Ávila y su esposa, Celia Leonard, cuya hermana, Nora Leonard, ex presa política, es uno de los familiares que impulsa la investigación de este hecho.
Los presos de Jujuy que aquella primera denuncia daba por muertos en Palomitas son Jorge Turk Llapur, Dominga Alvarez, María Alicia Ranzoni, Chamiz y Jaime Lara, que continúan en calidad de detenidos desaparecidos, igual que Droz y Botta, cuyos cuerpos nunca aparecieron.
La Justicia dividió la causa penal en tres partes, conocidas como Palomitas I, II y III. Las dos primeras partes cuentan con sentencias: en diciembre de 2010 fueron condenados a prisión perpetua los ex militares Carlos Alberto Mulhall, Miguel Gentil y Hugo Espeche. En diciembre de 2011 fueron condenados a igual pena el ex jefe del III Cuerpo del Ejército, Luciano Benjamín Menéndez, y el ex jefe de Inteligencia de la Policía, Joaquín Guil, mientras que el ex guardiacárcel Juan Carlos Alzugaray recibió una condena de 20 años.
Como  parte de las actividades recordatorias de los sucesos de Palomitas se llevó a cabo también, ayer y el jueves, un Encuentro de Archivos de la Memoria, y se realizó una mesa de derechos humanos en la historia, en la Plaza 9 de Julio de esta ciudad. Estas actividades finalizaron con un homenaje.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada